The Project Station

Una casa apta para mascotas

Preview2

Quieres una mascota y a la vez mantener una casa limpia y bella, pero aun no sabes cómo hacer esta combinación y que todo resulte bien.

A continuación te enumeramos algunos concejos para que logres el match entre tus mascotas y como acondicionar tu casa a ellos.

Muebles más resistentes y duraderos

Como toda mascota traviesa puede morder, arañar o destruir tus sillones, para evitar que esto suceda, es ideal que utilices sillones con tapicerías resistentes y olvídate un poco del cuero y de esos tejidos delicados.

Cubre las paredes y pisos con tapices

Cubre todas las partes delicadas de tu hogar con tapicerías de protección que puedas ir cambiando. Asegúrate de que son fáciles de aspirar, lavar, poner y quitar.

Evita el color blanco

Pues no durara mucho tiempo en su estado natural, los colores blancos son los primeros en ensuciarse, así como los completamente negros pues destacan los pelos de casi cualquier color, así que también deberías dejarlo fuera de tus opciones , evítalos usando textiles con dibujos y tramas para disimular todo tipo de manchas.

Suelos de vinilo o baldosas

El tipo de suelo debe ser fácil de limpiar y cómodo para sus patitas. Esas son las guías en las que debes basarte para buscar a la hora de elegir el suelo perfecto para tu mascota. Piensa que sus uñas pueden rayar las superficies delicadas y que las muy resbaladizas no les permitirán desatar todo su potencial atlético en sus paseos y carreras por la casa, provocando caídas u otras situaciones.

Los vinilos son geniales en este aspecto, también las baldosas e incluso la madera de buena calidad y alta resistencia tampoco es mala elección. Si lo son las alfombras, que se convertirían en testigos presenciales y víctimas de cada pequeño crimen de tus pequeños peludos.

Además, tus mascotas necesitan que les ofrezcas una alternativa a rallar el lateral de tu sofá. Para eso existen multitud de juguetes y rascadores en el mercado.

Créales un espacio donde dormir y, en el caso de los gatos, un lugar donde hacer sus necesidades lo más limpio posible, sin alfombras, sobre materiales o telas que se puedan lavar fácilmente, en un lugar que no sea de tránsito (a los gatos les gusta tener intimidad) y que se pueda airear bien.

No les des de comer o beber en la cocina y evita la presencia continuada de los animales en este espacio para evitar que puedan originar contaminación de los espacios. Sobre todo hay que mantenerlos fuera mientras cocinamos y no dejar que introduzcan en este espacio juguetes u objetos de juego.

Tampoco deberían ser asiduos de los dormitorios y camas, y sobre todo es aconsejable no asignarles un espacio para dormir en estos ambientes.

Mantén a tus mascotas limpias, pero sin exagerar, porque puede deteriorarse el manto protector de su piel y producirse un efecto rebote que favorezca el mal olor o la pérdida de pelo. Depende de las razas de perros, pero en general con un baño al mes es suficiente. En cuanto a los gatos, si se bañan, muy ocasionalmente en todo caso, requieren un champú especial para ellos por su diferente pH. En todos los casos hay que secarlos bien, primero con una toalla y luego con aire caliente.

UNDER THE ROOF